¿Cuáles son las ventaja del Mantenimiento Preventivo vs. Correctivo?

Muchos gestores de mantenimiento todavía dedican la mayor parte de su tiempo y recursos al mantenimiento correctivo, ignorando los beneficios y las ventajas que un mantenimiento preventivo puede traer.

Aunque los conceptos de mantenimiento correctivo y preventivo forman parte del día a día del gestor de mantenimiento, muchos todavía ven el mantenimiento preventivo como un coste añadido innecesario, lo que no es verdad. En realidad, el mantenimiento preventivo, desde que sea bien planeado, puede bajar largamente los costes globales de mantenimiento e incluso aumentar la productividad de los equipos e instalaciones.

Sabemos que el mantenimiento correctivo se realiza normalmente después de la ocurrencia de una avería o incapacidad productiva de un equipo o instalación. Un porcentaje significativo de esas averías puede evitarse si el gestor de mantenimiento tiene en cuenta el mantenimiento preventivo de esos equipos.

A través del mantenimiento preventivo, técnicos y gestores de mantenimiento pueden reducir la degradación de sus equipos, prolongando su tiempo de vida y evitando intervenciones correctivas, que generan costes elevados y tienen impactos negativos en sus clientes.

El mantenimiento correctivo, que no deja de ser necesario, acaba teniendo más impacto financiero ya que puede implicar la suspensión prolongada de la actividad de las máquinas y equipos, pudiendo, incluso, llevar a la indisponibilidad de una línea de producción, habitación de hotel u otro servicio.

La principal ventaja de tener un plan de mantenimiento preventivo es poder prevenir todas esas situaciones sustituyendo a tiempo los componentes usados, preservando y restaurando todas las piezas necesarias. Para eso, se recomienda la utilización de un software de apoyo al mantenimiento preventivo, como Infraspeak, con el que el gestor de mantenimiento consigue:

  • Mejorar el estado técnico y operativo de los equipos;
  • Reducir la degradación de los equipos;
  • Reducir los riesgos de avería en los equipos;
  • Programar los trabajos de prevención;
  • Realizar reparaciones en condiciones favorables a la operación;
  • Reducir costes;
  • Prolongar la vida de los equipos;
  • Reducir el impacto en el cliente/usuario;

Un plan de mantenimiento preventivo es ideal cuando el gestor de mantenimiento es capaz de evitar cualquier avería en sus equipos o de prever y programar para que esa avería tenga el menor impacto posible en el cliente.

2018-01-03T19:03:02+00:00 By |Mantenimiento, Manutenção|